LA FAMILIA DEL BARRIO JOSÉ HERNÁNDEZ FALLECIÓ POR EL MONÓXIDO DE CARBONO

LA FAMILIA DEL BARRIO JOSÉ HERNÁNDEZ FALLECIÓ POR EL MONÓXIDO DE CARBONO

Asfixia por monóxido de carbono; la causa de la muerte de una pareja y su beba encontrados en un departamento del barrio José Hernández.

La autopsia, que se hizo ayer a la mañana reveló  que Diego Sebastián Vega de 26 años, Adriana Micaela Lucero, de 23 y su beba de 1 año fallecieron de asfixia por monóxido de carbono.

La medida judicial llevada a cabo por la Dra. Marcela Gómez, médica forense, fue ordenada por el Dr. CadelagoFilippi, Juez que entiende en la causa.

Los tres cuerpos fueron encontrados este lunes a la noche.

Crónica del hallazgo de los cuerpos

La Policía toma conocimiento este lunes, varios minutos después de las 21 horas, de que, del interior del departamento 14, monoblok 24 y manzana 2 del barrio José Hernández se percibían olores nauseabundos, al mismo tiempo de que la pareja que allí vive no había sido vista el fin de semana.

Es una vecina quien llama por teléfono al 911 y da cuenta de la situación. En cuestión de minutos, efectivos de la Comisaría Seccional Sexta, de Policía Científica, de Homicidios y de Bomberos se hacen presentes en el lugar del hecho, al igual que el Dr. CadelagoFilippi a cargo de la investigación judicial y la forense Dra. Marcela Gómez quien, en una constatación visual establece que los cuerpos no presentaban ” a simple vista” signos de violencia física, sino que todo indicaba que la causal del deceso obedecería a una asfixia por inhalación de monóxido de carbono, producido, se cree, por el mal funcionamiento de un calefón, peritaje este que está a cargo de los bomberos policiales, como así el retiro de los tres cuerpos de la escena del hecho a la morgue judicial situada en el predio del hospital San Luis.

Según se supo, minutos después del macabro hallazgo:

El joven fallecido sería oriundo de la provincia de San Juan.

El matrimonio alquilaba hace aproximadamente más de un mes a la fecha.

La data de muerte de los cuerpos rondaría las 48 horas.

Los cuerpos de la pareja se encontraban en la cama matrimonial.

La llave de la ducha del baño estaba abierta.

(Fotografías: gentileza de los periodistas Jorge Castro y Martín Gómez)