OTRA VEZ SE DISPUSO LA CLAUSURA DE “LA PULPERÍA”

27.09.2013 08:30

La Dirección Municipal de Bromatología efectuó en la madrugada de ayer un procedimiento de inspección del local comercial rubro Bar Cantina denominado “La Pulpería”, ubicado en calle Pringles Nº 1417, y dispuso la clausura preventiva, que no se pudo efectivizar por resistencia del encargado del local.

A raíz de reiteradas denuncias por parte de los vecinos sobre ruidos molestos y disturbios en vía pública, se hicieron presentes los inspectores de turno siendo las 02.40 horas y constataron que el mismo se encontraba con actividad bailable y espectáculo en vivo, fuera del horario permitido según Ordenanzas Municipales Nº 2881-HCD-2001 Capítulo III Art. 9,  que especifica que el horario de cierre es a las 02.00 AM.

Con  el agravante de que dicho comercio no exhibe Habilitación Municipal y se encuentra lindero a un instituto de Salud Mental.  Por tal motivo, se notificó al encargado que debía procederse a la clausura preventiva del lugar, negándose a la misma.

 Es válido aclarar que este hecho no es la primera vez que ocurre, atento a que en reiteradas oportunidades ha reincidido en el incumplimiento del instrumento legal, según el siguiente registro:

27/06/2013, bajo Acta Nº 3103, Clausura Preventiva/Obstrucción.

29/08/2013, bajo Acta Nº 3405, Clausura Preventiva/ Obstrucción.

06/09/, bajo Acta Nº 3415, Clausura Preventiva.

13/09/2013, bajo Acta Nº 3423, Clausura Preventiva.

19/09/2013, bajo Acta Nº 4227, Clausura Preventiva.

En todos los casos, las actuaciones se giraron al Juzgado Municipal de Faltas, a cargo de Alejandro Ferrari, que hasta el momento no ha adoptado ninguna determinación, dice el parte municipal.