SERVICIO DE SEGURIDAD EN LA EX ESTACION DE TRENES PARA EVITAR USURPACIONES

27.03.2013 08:41

 

Un informe de prensa oficial indica que en los últimos días el Municipio dispuso la instalación de un puesto de seguridad en el predio colindante a la ex estación de trenes, con el objeto de preservar el lugar y evitar asentamientos irregulares, ante el accionar de personas que ofrecían terrenos para la venta, sin acreditar su propiedad.

Es así como de acuerdo con instrucciones dadas por el Intendente Municipal Enrique Ponce, desde la Secretaría de Gobierno se dispuso la contratación de ocho personas, a las que se destinó en una consigna permanente en el lugar, las 24 horas, instalándose una casilla rodante y un baño químico.

Durante el fin de semana Vialidad Municipal procedió a desmalezar el sector y limpiarlo de basura y escombros. Posteriormente personal de Alumbrado Público efectuó la bajada de luz para la casilla y la colocación de una luminaria en el predio.

Se designó como Jefe de Operaciones, dependiente de la Dirección de Tránsito y Vía Pública, a José Antonio Pereyra, quien se reunió con personal del Comando Radioeléctrico y con el jefe de Comisaría Cuarta, a quienes puso en conocimiento del operativo de seguridad, obteniendo el compromiso de los efectivos policiales de colaborar cuando sean requeridos y realizar recorridas por el lugar.

El lunes, cuando se emplazó esta consigna de seguridad, se impidió el asentamiento de al menos diez familias, con las que se habló y logró disuadir de su objetivo.

Ayer por la mañana se registró un incidente cuando se presentó una persona de sexo femenino, de nacionalidad boliviana, sin ninguna documentación que acreditara su identidad, pretendiendo instalarse en el predio.

La mujer dijo tener como apellido Gutiérrez y manifestó puntualmente: “Unos familiares que están ocupado un terreno desde hace tiempo, me han dicho que me meta aquí, porque el Municipio va a construir casas y vamos a ver si nos dan a nosotros al estar acá adentro”.

Tras explicársele que no se permiten nuevos asentamientos, se le pidió que retirara las tarimas y maderas que había llevado, procediendo la misma a retirarse.

Por otro lado, el personal destinado a la vigilancia del sector tomó conocimiento de la existencia de personas que se encontraban ofreciendo terrenos para la venta, dentro del predio de la ex estación de trenes, a $2.000. Tras algunas averiguaciones, se determinó que uno de los que intentaba encontrar compradores es de nacionalidad chilena, se apoda “Coco” y vive en el barrio San Martín.

Incluso llegó al lugar otra persona en su vehículo particular, la que tras identificarse y mostrar su documento (se mantiene en reserva), expresó su interés en comprar un terreno. Tras explicársele la situación real, procedió a retirarse del lugar.

Ayer mismo se individualizó en el lugar al referido ciudadano chileno, Jorge Fernández Lehiton, que poseería un “frondoso prontuario policial y judicial”, quien el día sábado, antes de instalarse la consigna de seguridad, había levantado un precario ranchito de maderas y nylon dentro del predio usurpado.

Interrogado por el personal municipal, manifestó sus planes de mudarse a ese lugar, ya que en el barrio San Martín no podía estar más por problemas familiares. Como dentro del precario rancho no tenía cama, muebles ni elemento alguno para su subsistencia, se le comunicó que debía desarmar la construcción y retirarse del lugar. Acto seguido, personal policial lo trasladó a Comisaría Cuarta, para averiguación de antecedentes.

Personal municipal informó que en todo momento se ha puesto en conocimiento a las autoridades policiales de las novedades que se han registrado. Es así como se ha recibido la permanente colaboración del jefe del Comando Radioeléctrico, principal Chirino; el jefe y el subjefe de Comisaría Cuarta, comisarios Contreras y Elizondo, y el jefe de la Unidad Regional I, comisario inspector Ariel Funes.

Durante el día de ayer se impidió el asentamiento irregular de otras seis familias, las que manifestaron haber sido engañadas por personas que les ofrecen en venta los terrenos y otros por inescrupulosos que los incitan a ocupar el predio “para presionar al Municipio a que les entregue una vivienda”.

Incluso alguno de ellos confesó que les han asegurado que si usurpan un terreno, contarán con apoyo de algunos medios de comunicación “para fortalecer la presión”.

La Municipalidad solicita a la población que colabore en denunciar cualquier maniobra irregular que puedan protagonizar personas que aprovechándose de la necesidad y la buena fe de muchos vecinos, ofrecen estos terrenos fiscales para la venta o incitan a otros a ocuparlos irregularmente.

Asimismo, adelantó que promoverá acciones penales contra los responsables de este accionar, como asimismo contra quienes lo promuevan.